El Momento Vergonzoso Que Se Convirtió En Ataque De Risa

Todo mundo (especialmente los novios) esperan una boda perfecta, que los protocolos que se realizan en la ceremonia salgan según lo planeado. Pero, desafortunadamente siempre existen imprevistos y en algunas ocasiones estos impiden que la ceremonia continúe de forma normal.

Esto fue lo que ocurrió en la siguiente boda, la persona encargada de entregar los anillos se acercó a los novios y… ¡Se le olvidó el cinto!. El pobre hombre terminó con el pantalón en el piso.

El novio reaccionó de forma rápida intentando ayudar al hombre a levantarse los pantalones. Tiempo después el momento vergonzoso se transformó en un ataque de risa.

La boda fue inolvidable:

¡Compártelo con tus amigos!

Top